La escritora polaca Olga Tokarczuk recibió hoy el premio Nobel de Literatura 2018 y el novelista austriaco Peter Handke fue galardonado con el Nobel de 2019, anunció la Academia sueca.

Tokarczuk fue recompensada por “su imaginación narrativa, que con una pasión enciclopédica, simboliza el traspaso de las fronteras como forma de vida”, dijo el secretario de la Academia sueca, Mats Malm. El Nobel de 2019 fue otorgado a Handke por una obra “llena de ingenuidad lingüística que ha explorado la periferia y la singularidad de la experiencia humana”.

Tokarczuk recibió el galardón por el año 2018 y Handke por el de 2019 Reuters

Este año el Nobel de Literatura ha consagrado a dos ganadores, uno para 2018 y otro para 2019, después de que la Academia Sueca pospusiese la adjudicación el año pasado de este galardón por un escándalo de agresión sexual.

Autora de una docena de libros, Olga Tokarczuk, de 57 años, está considerada en Polonia como la escritora más talentosa de su generación.

Su obra, variada y traducida a más de 25 idiomas, va desde un cuento filosófico “Los niños verdes” hasta una novela policiaca con tintes ecologistas “Sobre los huesos de los muertos” (2010) pasando por una novela histórica de 900 páginas “Los libros de Jacob”(2014)”.

Identificada políticamente con la izquierda, ecologista y vegetariana, la escritora, cuya cabeza siempre está cubierta de rastas, no duda en criticar la política del actual gobierno nacionalista conservador de Derecho y Justicia (PiS).

Peter Handke, de 76 años, publicó más de 80 libros y es uno de los autores en lengua alemana más leídos e interpretados del mundo.

Publicó su primera obra en 1966 “Los avispones”, antes de hacerse famoso con su obra “El miedo del portero al penalti”, en 1970.

¿”El Nobel de Literatura? Habría que suprimirlo. Es una falsa canonización que no aporta nada a los lectores”, dijo Handke en el pasado.