Santo Domingo.- La Liga de Béisbol Profesional de la República Dominicana (LIDOM) expresó su tristeza por la muerte este sábado de su delegado en San Pedro de Macorís, el señor Rafael Merino Amiama.

Mediante un parte de prensa, LIDOM envió sus sinceras condolencias a sus familiares, especialmente a su viuda, doña Julia Moronta.

El organismo rector del béisbol profesional dominicano resaltó el espíritu de colaboración y diligencia que adornaban a Merino Amina en su rol de delegado en San Pedro de Macorís, donde realizó un formidable trabajo.

LIDOM destacó que el fallecido también exhibió esa vocación de servicio en su provincia, valor que le llevó a ganarse el cariño y el respeto de sus coterráneos, tanto así que se le consideraba allí como un “icono al servicio de San Pedro de Macorís”.

Merino Amiama fue director de la Defensa Civil y de la Policía Municipal de San Pedro de Macorís y al momento de su muerte era miembro activo del Cuerpo de Bomberos de esa ciudad.

Entérate más:  Abinader destaca confianza "sin precedentes" en el desarrollo del país

En una nota de prensa remitida por las Estrellas Orientales sobre su fallecimiento se destacó que la familia Merino ha estado vinculada a esa franquicia y al béisbol profesional desde la época en la cual el patriarca de la misma, Rafael Merino Heredia, fue encargado del área de boletería del club, desde la fundación del Estadio Tetelo Vargas hasta mediados de los años 80.