Las tarjetas de crédito pueden ser un aliado fiel, sin embargo, también se prestan para ser uno de los dolores de cabeza más fuertes que existen.

“La tarjeta de crédito es un instrumento financiero importantísimo pero que también hay que aprender a utilizar”, asegura el economista Jorge Báez en una entrevista para el programa El Despertador.



Señala que es el instrumento financiero más costoso por lo que entiende que lo correcto es manejar hasta un 50% del crédito aprobado porque eso da la garantía de que en el score crediticio se aparezcan con las mejores condiciones para seguir avanzando.

¿Qué no es una tarjeta de crédito?

La tarjeta de crédito no es un instrumento de financiamiento de crédito a corto o a mediano plazo. No es una extensión del salario, ni tampoco representa un préstamo.



ABC para un correcto uso de las tarjetas de crédito

A- Arregla tu cultura financiera.

Cuando se refiere a arreglar la cultura financiera, el economista hace referencia al control de las fechas que el banco facilita para un buen manejo del instrumento de pago.

“La cultura financiera se arregla cuando identificas, por ejemplo, una fecha de corte, que puedes tener 22 días libres de costo para pagar eso que has consumido, pero que si consumes luego de tu fecha de corte, en la espera de la fecha límite de pago, en vez de tener 22 días, tendrás 52 días”, aclaró en su exposición.

Señaló que hay que organizar el presupuesto para utilizar las tarjetas en función de los beneficios que dan ellas.

¿Qué hacer si ya estoy en problemas?

Lo más importante es identificar los consumos que te han colocado en problema y detener el uso de la tarjeta de crédito para poder salir inteligentemente del problema es lo que propone el especialista.

B- Buscar ayuda.

Entérate más:  Sobre los aportes y sacrificios de las madres solteras dominicanas

Explicó que aunque parezca obvio, si ya se está en problemas lo ideal es buscar ayuda. Señaló que el oficial de banco encargado de tu cuenta es quien está comprometido a identificar las formas por las cuales se puede salir del problema.

C- Consolidar tus deudas.

“Para consolidar tus deudas puedes optar por préstamos que proporcionan las entidades financieras”, expresó el profesional de la economía.

Agregó que “las deudas o tu tarjeta de crédito no deben dañar tu historial o por lo menos no deben robarte el sueño”.

Con información de María Del Mar Mejía Ruiz