En República Dominicana hay un debate permanente sobre quién debe ser considerado el mejor lanzador de ese país en la historia de la MLB.

Pedro Martínez, quien fue una superestrella con los Medias Rojas de Boston, tiene muchos argumentos para pelear por la distinción.



Indica Mariana Moreno que el lanzador derecho tuvo una carrera brillante en las Grandes Ligas que le permitió llegar al Salón de la Fama en 2015 con 91,1% de los votos.

No fue una sorpresa. En su paso de 18 temporadas por las mayores ganó el Cy Young en tres oportunidades, fue 8 veces al Juego de Estrellas, conquistó 5 títulos de efectividad y se llevó la triple corona del pitcheo en 1999, entre otros logros.



Martínez pudo disfrutar de buenos contratos. En 1997 firmó con Boston por siete temporadas y $75 millones y para la campaña de 2005 llegó a un acuerdo con los Mets por cuatro temporadas y $53 millones. Venía de percibir el salario más alto de su carrera, los 17.5 millones de dólares que los patirrojos le pagaron en 2004.

Entérate más:  El dominicano Mariano Díaz podría pasar a la Premier League este verano

Los tiempos han cambiado en las Grandes Ligas y los ingresos de los jugadores son ahora mucho más elevados.

Un lanzador de la jerarquía de Martínez podría fácilmente haber conseguido un pacto similar al que sellaron los Yankees de Nueva York y Gerrit Cole, por 9 temporadas y 324 millones de dólares.

El acuerdo le permitirá al as de la rotación del Bronx ganar $36 millones en la zafra de 2022, un salario que está en el rango del valor que un pitcher como Martínez tendría en la actualidad.