Durant boicoteará la visita de Golden State a la Casa Blanca


Los Angeles. Uno de los jugadores estrellas de Golden State, Kevin Durant, dijo que boicoteará la tradicional visita de los campeones defensores de la NBA a la Casa Blanca en protesta contra el presidente estadounidense Donald Trump.

“No, no voy a ir”, dijo el jueves a la televisión ESPN.

“No respeto a la persona titular de la posición por el momento, no estoy de acuerdo con él, voy a hacer que mi voz sea escuchada no estando en la Casa Blanca”, continuó .

Durant, elegido mejor jugador de la final en 2017, ganó en junio su primer título de la NBA en la Final que los Golden State ganado a Cleveland (4-1).

El alero estrella advirtió que no debe ser el único a pasar por alto esta excursión si Golden State es invitado.

“Es mi opinión personal, pero conozco a mis compañeros de equipo lo suficiente para saber que están de acuerdo conmigo”, dijo.

La tradición sostiene que el presidente de Estados Unidos reciba en las semanas y meses después de su coronación al equipo que ganó el título en una de las principales ligas profesionales norteamericanas, así como en los campeonatos universitarios (NCAA).

Sin embargo, el día después de la coronación de Golden State contra Cleveland el 12 de junio se planteó la cuestión de un boicot, sobre todo por el base estrella del equipo Stephen Curry.

Desde entonces, el gran jefe de la NBA Adam Silver y el entrenador de los Warriors Steve Kerr, que ha criticado en repetidas ocasiones a Trump, había pedido a los jugadores pensar y esperar que van a responder favorablemente a la invitación.

Durant dijo que la desconfianza de los jugadores de Golden State hacia el presidente de Estados Unidos probablemente ha aumentado luego de los hechos violentos en Charlottesville.

Una persona murió el sábado en esa ciudad cuando un simpatizante neonazi -de acuerdo con testigos- intencionadamente chocó con su vehículo a los manifestantes antineonazis.

“Desde que asumió el cargo, e incluso desde la campaña electoral, nuestro país está tan dividido y esto no es una coincidencia. Cuando (Barack) Obama era presidente, teníamos muchas esperanzas para nuestra comunidad”, recordó Durant.

“Las cosas se han degradado considerablemente debido a la persona que está en la oficina (oval)… Mientras esté en la oficina, no habrá progreso”, se lamentó el jugador.