Santo Domingo. En su mensaje por la celebración de la Independencia Nacional, los obispos dominicanos hicieron un llamado ante la pérdida de valores y citaron los males que aún persisten y arrebatan la paz.

Los sacerdotes creen que una de las palabras a las que más apela el pueblo dominicano es la referente a los valores, y se tiene la percepción de que se han ido perdiendo en algunos grupos o personas de la sociedad.

En el documento presentado en el diario Dominicanoshoy.com los integrantes de la Conferencia del Episcopado Dominicano (CED), hacen una reflexión basada en 20 valores, 12 de ellos contenidos en la Constitución de la República.

Citan entre esos valores a preservar: la dignidad humana, el valor de la libertad, de la igualdad, del imperio de la ley, de la justicia, solidaridad, de la convivencia fraterna, del bienestar social, del equilibrio ecológico, del progreso, de la unidad de la nación, de la alegría, de la vida y de la educación sexual.

Sobre el valor de la vida, insisten en la defensa de la mujer y del hombre desde su concepción hasta su muerte natural, tal y como lo establece la Constitución.

“Debemos volver a recalificar el valor de la vida humana en todas sus dimensiones. No es posible que la infravaloremos al punto de no impresionarnos por los actos de feminicidios, y frenar con la educación en valores desde la familia, para preservar la vida y respetarla desde la concepción hasta la muerte natural. Es imposible legislar en contra de la vida misma”, recalcaron.

Aseguran que el número de católicos está en aumento y que dicha información se puede verificar en datos tangibles como el número de bautizados, los nuevos grupos apostólicos, creación de nuevas parroquias y Vicarias Episcopales. También niegan estar en contra de que se imparta educación sexual en las escuelas.