Chicago, Estados Unidos. Un juez del estado de Minnesota, en Estados Unidos, sentenció el miércoles a una youtuber a seis meses de prisión por disparar mortalmente a su novio cuando grababan un video que pretendían que se hiciera viral en la red.

Monalisa Pérez, de 20 años de edad y madre de dos hijos, creyó que su novio, Pedro Ruiz, estaría protegido por un libro cuando le disparó a quemarropa frente a sus seguidores en línea el pasado junio.

Perez alcanzó en diciembre un acuerdo con los fiscales para declararse culpable de homicidio involuntario.

El juez Jeffrey Remick mantuvo las condiciones del acuerdo en su sentencia y permitió a Pérez cumplir tres meses de cárcel en un periodo de tres años, mientras que los otros tres serán bajo arresto domiciliario, además de estar sujeta a 10 años de libertad condicional.

Pérez y Ruiz grababan para su canal de Youtube, en el que hacían bromas y explicaban su vida diaria.

En el video, Pérez dispara desde una distancia de unos 30 centímetros con una poderosa pistola Desert Eagle de calibre 50 mientras Ruiz sostenía un libro de unos 3,8 centímetros de espesor frente su pecho.

En el video se ve a Pérez con otro libro con un agujero de bala que no tenía salida como prueba de que su plan funcionaria, aseguró la policía.

“Pedro y yo vamos a grabar probablemente uno de los videos más peligrosos que se han hecho jamás”, escribió la joven ese mismo día en Twitter. “SU idea, no MÍA”.

Pérez, en ese momento embarazada del segundo hijo de la pareja, apretó el gatillo, la bala atravesó el libro y el joven murió en el acto por el impacto del proyectil en su pecho.

Familiares y amigos dijeron en ese momento que Ruiz llevaba tiempo hablando de realizar ese reto. “Dije, No lo hagas, no lo hagas”, aseguró en aquel momento Claudia Ruiz, la tía del joven, al canal de televisión local KVLY.

A lo que su sobrino le contestó:”Queremos más espectadores”. El canal de YouTube de la pareja todavía está activo y sus videos acumulan 5,3 millones de visitas.

Como parte del pacto con la fiscalía, Pérez no podrá sacar beneficios económicos del video ni tener armas.