Alcaldes en California piden reapertura de parques de atracciones

Una coalición de alcaldes de California, incluido el de Los Ángeles, exhortó este lunes al gobernador a relajar los estrictos criterios que impuso para reabrir parques de diversiones como Disneyland, cerrados desde marzo por la pandemia y que emplean a decenas de miles de personas.

Harry Sidhu, alcalde de Anaheim, donde queda Disneyland, y Eric Garcetti, de Los Ángeles, donde está Universal Studios, destacan entre los ocho firmantes de una carta enviada a Gavin Newsom para evitar que estas atracciones permanezcan “cerradas indefinidamente”.

“Nos preocupa que las recomendaciones del estado puedan retrasar la reapertura de los principales parques temáticos hasta un año, lo que tendría un impacto significativo en cientos de miles de puestos de trabajo, miles de pequeñas empresas y miles de millones de ingresos fiscales para nuestras ciudades”, señaló la misiva.

Según las condiciones para reabrir, publicadas hace dos semanas, los condados donde estén ubicados los parques tienen que estar en nivel “amarillo”, el más bajo en una escala sobre el control del virus de cuatro niveles.

El condado de Orange por ejemplo, que abarca Anaheim, tiene nivel “rojo” o tres, mientras que Los Ángeles está “púrpura”, el más restrictivo.

No está claro cuando llegarán a “amarillo”, en medio de nuevos brotes de covid-19 en el país.

“Todos entendemos el difícil equilibrio de proteger la salud pública y al mismo tiempo permitir una actividad económica segura”, indicó la carta, que también firmaron los alcaldes de San Diego, San José, Fresno, Bakersfield, Riverside y Santa Ana.

Los alcaldes piden que se permita abrir en nivel “naranja”, previo a amarillo, para beneficiar a parques más pequeños.

Los parques de California cerraron en marzo. En septiembre, Disney anunció que cortaría 28.000 puestos de trabajo, condenando la posición de las autoridades de no relajar las restricciones y permitirles reabrir.

Su parque en Florida abrió a mediados de julio, con capacidad reducidas y estrictas medidas sanitarias.

Los alcaldes respaldaron parte de las medidas de Newsom, como operar a 25% de capacidad con reservas por adelantado, exigir el uso del tapabocas y tomar la temperatura.

California suma más de 930.000 casos –4.094 reportados solo el lunes– con 17.672 fallecidos.