Roberto Ángel Salcedo reparte alimentos, ropas y zinc a los afectados por Irma


Roberto Ángel Salcedo acudió en socorro de familias de varias comunidades de Nagua y Samaná lo perdieron todo hace poco más de una semana cuando el huracán Irma afectó a su paso de manera significativa aquellas viviendas que no soportaron sus devastadores vientos, mucho menos las fuertes inundaciones provacadas por las lluvias torrenciales.

Poco después del paso de Irma, allí acudieron personas interesadas en extenderle una mano a las personas afectadas, entre las cuales estuvo Roberto Ángel Salcedo, quien en una primera visita que sirvió para evaluar qué tanto daño causó el fenómeno atmosférico en la zona. Salcedo se comprometió con muchos de esos damnificados y se comprometió a volver con todo aquello que recolectaría a través de Más Humano, su nuevo brazo social que puso en marcha para servirle a la gente en la medida de sus posibilidades.

«Comunidades de Nagua y Samaná fueron fuertemente impactadas por el huracán Irma, y nosotros a través de Más Roberto canalizamos ayuda para esas comunidades, los que no hace sentirnos cada vez más comprometidos a continuar con esa labor de servir como puente a través de nuestro medio de comunicación», comentó Salcedo mientras se confundía entre las personas que iban recibiendo la ayuda.

Roberto Ángel, a través de la coordinación del senador Prin Pujals (Samaná) y Arístides Victoria Yeb, senador de la provincia María Trinidad Sánchez, estuvo el sábado pasado junto a todo su equipo distribuyendo alimentos, ropas, zinc, comida y otros artículos de primera necesidad que fueron a manos de una gran cantidad de familias de pocos recursos y con pocas posibilidades de recuperarse de los daños ocasionados por el huracán a sus pertenencias.

Y con las intensas lluvias que siguen afectando buena parte de la región Este del país, con el aviso del huracán María que también podría tocar nuestro territorio, Salcedo aprovechó para exhortar «a la población a estar atenta a los boletines de los organismos de socorro» y atender con responsabilidad cualquier orden de evacuación en las zonas más vulnerables a sufrir los efectos de estos fenómenos atmosféricos.