Rusia.- Una empleada de una agencia de microcréditos se enfrentó a un ladrón que entró vestido de negro a la oficina, saltó una mesa próxima a la caja de dinero, la amenazó con un cuchillo y le exigió que le entregara todo el efectivo.

Sin embargo, la mujer, de 34 años, no se dejó amedrentar y se enfrentó con atracador. Empezó a gritar muy fuerte y, en determinado momento, logró arrebatar el cuchillo de las manos del criminal que, aparentemente incapaz de soportar su grito, abandonó finalmente la oficina.

A continuación, la cajera cerró la puerta y presionó el botón de pánico. Los policías que llegaron al lugar detuvieron al ladrón a pocos metros de la escena del crimen, justo en el momento en que intentaba quitarle la bolsa a una transeúnte.

Suscribete al canal de Youtube Las exclusivas de José Peguero