Cosas que aprendí a los 40 y me hubiera gustado saber a los 20

Brenda Colón Navar nos cuenta el siguiente contenido:

No se necesita tener 40 para aprender a vivir, no se necesita sentir que no nos queda tiempo para valorar cada instante, no se necesita sentir que la vida pasó, que nos ignoran, que estamos solas para enamorarnos de nosotras mismas.

Actúa, no te limites por tu edad, no dejes de perseguir tus sueños, nunca es tarde para vivir, solo recuerda estos consejos:

6Los hijos son una elección, no una obligación

Sí, aunque la maternidad es hermosa, también es una de las labores más exigentes y no ser madres porque no queremos o no se puede no tendría por qué restarnos valor. Nuestro cuerpo es maravilloso por poder crear vida, pero ese no es su único propósito, no tener hijos no quiere decir que no te gustan, sino que reconoces lo que implica en cuanto a tiempo, dinero, espacio, bienestar, y también es una decisión valiente no traer hijos al mundo para mal cuidarlos.

Entérate más:  12 cosas para recordar cuando piensas que no eres suficiente