Las solicitudes semanales de subsidios por desempleo alcanzaron a mediados de marzo su nivel más bajo desde septiembre de 1969, pues los empleadores aún evitan los despidos ante una escasez de mano de obra duradera, anunció el jueves el Departamento de Trabajo de Estados Unidos.

Del 13 al 19 de marzo, 187.000 personas, 28.000 menos que la semana anterior, se inscribieron como desempleadas para recibir un subsidio.



«El registro está en su nivel más bajo desde el 6 de septiembre de 1969, cuando era de 182.000», sostuvo el Departamento en un comunicado.

Las solicitudes cayeron así por debajo de la barrera simbólica de 200.000, por primera vez desde principios de diciembre, sorprendiendo a los analistas que habían previsto 210.000 nuevos pedidos.



Ya a principios de diciembre, los registros también habían caído a su nivel más bajo desde septiembre de 1969, con 188.000 nuevas solicitudes en una semana. Luego, el nivel volvió a subir, debido a la variante ómicron del Covid-19.

Entérate más:  Transmisión de viruela del mono entre personas "puede detenerse en países no endémicos"

Tras la difusión de los datos, el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, celebró que ellos dan prueba de que sus políticas económicas están funcionando.

«Este progreso histórico no es un accidente: es el resultado de una estrategia económica para hacer crecer la economía desde abajo hacia arriba y hacia el medio», subrayó Biden en un comunicado.